Orlando Cruz quiere ser el primer campeón mundial de boxeo abiertamente gay

captura-de-pantalla-2016-11-23-a-las-5-42-38-p-m

Han pasado cuatro años desde que el púgil Orlando Cruz se declaró abiertamente homosexual. Este sábado el puertorriqueño buscará convertirse en campeón mundial de peso ligero de la OMB ante el británico Terry Flanagan, en Cardiff, Escocia.

Sin embargo, Cruz no solo quiere obtener el cetro y ser “el primer campeón mundial abiertamente gay”, sino que quiere acabar con los estereotipos en los deportes.

“Quiero callar a toda la gente homofóbica que habla mal de la comunidad LGBT. Quiero hacerlo por todos los atletas gay del mundo“, explicó el puertorriqueño a la agencia AP.

Orlando asegura que ha recibido apoyo del gremio boxístico y de sus seguidores desde su declaración sexual.

“Todos los boxeadores respetan mi vida, mi decisión. Cuando Orlando Cruz entra al cuadrilátero, es algo separado de mi orientación sexual. Orlando Cruz es un boxeador profesional“.

Por último, el púgil, de 35 años, quiere que “todos los otros atletas gay no tengan miedo a participar en la sociedad. No tengan miedo, estén contentos con su vida, todas las personas son iguales”.